El gobierno de Tapia concede 10 días a la propiedad de la discoteca local, para que presente un plan de demolición

El ayuntamiento de Tapia de Casariego ha concedido un plazo de diez días a la propiedad de la antigua discoteca local, para que presente el proyecto del plan de demolición previsto para la fachada delantera del inmueble, que ahora corre “grave peligro de derrumbe”. Una vez disponga de ese permiso, los propietarios dispondrán de quince días para ejecutarlo. El equipo de gobierno socialista ha mantenido un encuentro con la propiedad del inmueble este lunes, después de que la pasada semana se viniese abajo parte de la techumbre de ese edificio. Por otra parte, la alcaldesa de Tapia de Casariego, Ana Vigón, ha hecho balance positivo de la recién terminada Semana Santa.