Este miércoles se abre al público la piscina municipal de Boal

Este miércoles 1 de julio se abre al público la piscina municipal de Boal. El protocolo de seguridad será el siguiente:

 Se diferencia una puerta de acceso al recinto y una de salida.

• En ambas puertas habrá a disposición de las personas usuarias de la instalación hidrogeles de uso obligatorio tanto a la entrada como en el momento de abandonar el recinto.

• Se tomará la temperatura a todas las personas que accedan al recinto no permitiéndose el acceso a quienes superen los 37º.

• El acceso al recinto deberá hacerse con calzado diferente al de la calle, debiendo realizar el cambio en la puerta de entrada al mismo.

• El pago de la entrada individual deberá realizarse con el importe exacto (los socorristas no devolverán cambio alguno) o bien se presentará tarjeta de abono adquirida previamente en el Ayuntamiento.

• Dentro del recinto están señalizados los sentidos de circulación así como las zonas de acceso y salida del vaso, siendo éstas diferentes para evitar el cruce de personas.

• El aforo máximo del vaso grande se fija en 30 personas y en 5 el de los pequeños. Caso de llegarse a este aforo el socorrista podrá ir pidiendo el desalojo de los mismos para ir dando cabida a nuevos bañistas.

• En la “zona de playa” están delimitados espacios de unos 5 metros cuadrados con una separación entre los mismos de 1,5 metros. Una vez que los mismos se completen el campo anexo al recinto de la piscina también podrá ser utilizado por los bañistas.

• Permanecerán clausurados los vestuarios, pudiendo hacerse uso de los aseos, de forma individual, comunicándolo al socorrista para su desinfección posterior.

• Los desperdicios generados se depositarán en las papeleras siempre en bolsas cerradas que previamente se solicitarán al socorrista.

• No se realizará ningún tipo de préstamo por parte de la instalación de gorros, gafas, manguitos, y otros elementos.