Salud declara un brote de coronavirus en la Residencia Villamil de Tapia de Casariego al detectar el contagio de un residente

La consejería de Salud confirma un brote en la residencia Residencia Villamil-Serantes, en Tapia de Casariego, por el positivo de uno de los usuarios. Esta tarde se procederá a realizar pruebas PCR a todos los residentes y trabajadores. Además, se han adoptado las medidas de prevención y protección adecuadas para proteger a este colectivo, tales como la suspensión de visitas y paseos, entre otras.

La Consejería de Salud ha confirmado hoy 32 nuevos casos positivos de coronavirus, trece de los cuales están relacionados con los brotes declarados en Llanes y en un bar de Gijón.

El brote de los establecimientos de La Terraza de Laura y la escuela de surf Skull, en Llanes, suma 17 afectados, tras detectarse 11 nuevos contagios. Por su parte, dos nuevos positivos elevan a 23 el número de personas afectadas del bar gijonés La Buena Vida.

Por otra parte, otros 10 positivos computados son contactos estrechos de casos conocidos, que ya estaban en aislamiento.

El Servicio de Vigilancia Epidemiológica está estudiando otros ocho casos correspondientes a las áreas sanitarias I (Jarrio), IV (Oviedo) y V (Gijón) para establecer su vínculo epidemiológico.

Los contagiados presentan síntomas leves y permanecen en aislamiento en sus domicilios.

Recomendaciones

La Consejería de Salud pide a la ciudadanía que extreme las medidas de seguridad ante la covid-19 para proteger a las personas mayores, uno de los colectivos más vulnerables a los contagios.

Las autoridades sanitarias recuerdan la obligatoriedad del uso de la mascarilla para mayores de seis años en las vías públicas y espacios al aire libre; en cualquier espacio cerrado de uso público o que se encuentre abierto al público, así como en los medios de transporte públicos y privados; en este último caso, cuando los ocupantes no convivan. 

Asimismo, recomiendan el lavado frecuente de manos con jabón e insisten en que es imprescindible guardar una distancia interpersonal de, al menos, un metro y medio con personas con las que no se convive. Igualmente, instan a la población a evitar las aglomeraciones y las actividades sociales innecesarias para frenar la trasmisión del virus.