El gobierno de Asturias diseña el programa «Impulsad» para reforzar el sistema de atención domiciliaria a la dependencia

El Gobierno de Asturias trabaja en el diseño del programa Impulsad, que entrará en vigor el próximo año con el fin de reforzar el sistema de atención domiciliaria a la dependencia. La iniciativa se está desarrollando en colaboración con los ayuntamientos, a través de la Federación Asturiana de Concejos (FACC), con todos los agentes sociales y con las principales empresas del sector.

La consejera Melania Álvarez ha dado a conocer hoy estos datos en San Tirso de Abres, donde ha participado junto con la directora general de Deporte, Beatriz Álvarez, en el acto Mujeres que dejan huella, en el que se ha rendido homenaje a nueve vecinas del concejo, a una de ellas a título póstumo.

Durante su intervención, la consejera ha destacado el “papel fundamental” que desempeñan las mujeres en la prestación de cuidados a quienes más lo necesitan. “Tenemos que poner en valor su sacrificio y dedicación, ya que en muchas ocasiones han de renunciar a sus proyectos de vida o aficiones para encargarse del cuidado de personas mayores, dependientes o con algún tipo de discapacidad”, ha señalado.

El programa «Impulsad», que está en proceso de redacción, unificará los criterios de acceso al sistema, aumentará la cuantía de las prestaciones económicas, mejorará las condiciones laborales de las profesionales de ayuda a domicilio y fomentará la incorporación laboral de quienes perciben una renta mínima. Y aparecerá reflejado en los presupuestos de su departamento para 2022, supone un paso más en la calidad del sistema. “La política de este Gobierno está orientada a promocionar los cuidados en el entorno, un paso alineado además con la preferencia de nuestros mayores de envejecer en sus casas, siempre que lo puedan hacer con autonomía, de forma activa y con los cuidados necesarios”, ha añadido.

Tras la puesta en marcha a finales de 2019 del plan de choque que ha logrado reducir de manera sustancial las listas de espera, la Consejería de Derechos Sociales y Bienestar se fija ahora como objetivo robustecer la asistencia a personas dependientes en sus propios domicilios.

La mayoría de las áreas sociosanitarias del Principado ya resuelven los expedientes en plazo. Así, según los últimos datos, correspondientes al pasado mes de julio, la cobertura a las personas con algún tipo de dependencia se ha ampliado un 27% desde el inicio del plan de choque y únicamente un 8% está pendiente del plan individualizado de atención, frente al 16% de media nacional.

 

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad