La Coordinadora Ecologista pide una normativa que regule la distancia de seguridad entre plantaciones y viviendas

PUBLICIDAD

La Coordinadora Ecologista de Asturias ha exigido al Principado y a los ayuntamientos que, sin demora , establezcan una normativa forestal donde se recoja una distancia de seguridad a viviendas y edificaciones para los cultivos de especies pirófitas (pinos y eucaliptos) de no menos de 200 metros de distancia, señala Fructuoso Pontigo. Respecto al nuevo consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente, Fernando Lastra, la Coordinadora «no es muy optimista» por ser un político que «nos echó a empujones de la Junta General, en una reunión que teníamos sobre los acotamientos» de terrenos forestales quemados.

 

PUBLICIDAD