La Guardia Civil investiga las causas de la muerte de una mujer en su domicilio de Grado.

La Central Operativa de Servicios (COS) de
la Guardia Civil de la Comandancia de Oviedo, recibió a las 22:00 horas
de ayer 9 de mayo la llamada del 112 Asturias participando la muerte de
una mujer de 69 en un domicilio de la localidad de Grado, donde se
encontraban los servicios sanitarios del Centro de Salud, cuyo médico no
certificaba muerte natural.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

La Guardia Civil de la Comandancia de Oviedo comisionó inmediatamente
al lugar al Equipo Territorial de Policía Judicial de Oviedo (ETPJ), Equipo
de Delitos contra las Personas y Laboratorio de Criminalística de la
Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Oviedo (UOPJ),
que en unión del Médico forense y el Juez de Guardia de Grado se
trasladaron al domicilio.

Tras realizar la inspección técnico ocular, la toma de vestigios y oir en
manifestación a los testigos, los agentes barajan la posibilidad de que el
fallecimiento pudiera corresponderse con una muerte violenta tras una
discusión familiar, por lo que se procede a la detención del hijo de la
fallecida por un supuesto delito de homicidio por imprudencia.

PUBLICIDAD - SIGUE LEYENDO ABAJO

El cuerpo es trasladado al Instituto anatómico forense de Oviedo para
proceder a la realización de la autopsia en la mañana de hoy.

El Equipo de Delitos contra las personas de la UOPJ de la Comandancia
de la Guardia Civil de Oviedo instruye diligencias para su remisión al
Juzgado de 1a Instancia e Instrucción No2 de Grado (Asturias)