Ribadeo iluminará las rotondas de Piñeira y Vilavella si no obtiene respuesta del gobierno estatal

PUBLICIDAD
Ha habido pleno ordinario en el ayuntamiento de Ribadeo: el BNG lamenta que el equipo de gobierno haya decidido eliminar la fianza que se pedía a los empresarios de la madera para asegurar que quedasen en perfecto estado los caminos que se utilizan para hacer las sacas; critica la moción «oportunista» planteada por el PP al pleno y elaborada en el Parlamento gallego, para pedir al gobierno central la creación de mil plazas más de MIR que pudiesen ser dedicadas a Medicina de Familia. Y denuncia las «prácticas caciquiles» del equipo de gobierno Popular cuando coloca  «un armatoste» en las escaleras del ayuntamiento – un edificio con protección integral, en pleno casco histórico – sin que el alcalde haya podido confirmar la existencia del preceptivo informe de Patrimonio, explica Pablo Vizoso, portavoz del BNG de Ribadeo.
 
 
Por su parte, el alcalde, Dani Vega, pone de relieve el convenio aprobado entre ayuntamiento de Ribadeo y Lugo Madera conforme al cuál, «nos acreditan perfectamente toda la
documentación que necesitamos: fianzas, seguros de responsabilidad civil y una app, para visualizar qué pistas utilizan los maderistas para sacar madera y nos dirá si la documentación se ha entregado o no; y el maderista que no esté en la asociación Lugo Madera tendrá que seguir depositando las fianzas como hasta ahora», para garantizar que si hay un destrozo en una pista forestal, se puede arreglar con ese dinero. Además, se abordó el expediente relativo a las peticiones realizadas al Ministerio de Fomento: si no se obtiene respuesta positiva del gobierno estatal en unos días, Ribadeo iluminará las rotondas de Piñeira y de a Vilavella, con el objetivo de garantizar la seguridad viaria.